Té rojo propiedades

El té rojo es una excelente opción para apoyar dietas de adelgazamiento, liberar toxinas del organismo o reforzar el sistema inmunitario . 

Té rojo: propiedades

El té rojo, nombre que hemos dado al té chino pu-erh en occidente, tiene un inconfundible color intenso y un sabor fuerte que muchos califican como terroso, además de propiedades que solo pueden atribuirse a este tipo de té.

En nuestro país, su popularidad ha crecido con el paso de los años debido a sus peculiaridades purificadoras e incluso ha comenzado a sustituir al tradicional café con leche en aquellas dietas que presentan intolerancia a la lactosa, pues tiene un gran poder estimulante, o en aquellas otras desean aprovechar al máximo sus muchas ventajas para el organismo.

Lo cierto es que cada día encontramos más adeptos al té rojo de aroma intenso, un té pensado para acompañarnos en nuestra rutina diaria. 

  1. Conoce todas las propiedades del té rojo.
  2. Cuándo preparar una infusión de té rojo.
  3. Cómo preparar bien té rojo.
  1. Conoce todas las propiedades del té rojo 

El té rojo y sus propiedades son de sobra conocidas en China y, desde hace ya varios años, en el resto del mundo gracias a la popularidad y notoriedad adquiridas.

La más famosa, la de contribuir a la pérdida de peso y volumen corporal, es decir, a adelgazar.

El té rojo pu-erh es un potente digestivo, eficaz contra el estreñimiento, que contribuye, además, a la absorción de grasas de la mano de sus antioxidantes y polifenoles.

Otra peculiaridad del té rojo es que nos ayuda a liberar toxinas de nuestro organismo, este efecto détox ha convertido al té rojo en un imprescindible de cualquier dieta diseñada para rejuvenecer el cuerpo o el rostro, y para mantener la salud y belleza de la piel.

Como puede comprobarse, el té rojo parece la contribución perfecta para quienes miman su cuerpo y su bienestar, no es para menos. 

Sin embargo, las anteriores no son las únicas propiedades del té rojo: la reducción de grasa que propicia esta bebida favorece el equilibrio cardiovascular, y sus antioxidantes y vitamina C refuerzan el sistema inmunitario (aunque en menor medida que otros tipos de té) y la salud de los huesos, previniendo la osteoporosis.

El té rojo también posee una importante capacidad depurativa, actuando sobre el hígado y el bazo, por lo que está indicado en una época de excesos, como puede ser la Navidad, en la que se bebe más alcohol de la cuenta y se consume más grasa de lo normal.

Por su aporte de vitaminas, minerales (magnesio, potasio, yodo, zinc, flúor), además de polifenoles o fibra, el té rojo puede ser consumido por grandes deportistas que deseen disfrutar de una bebida caliente ligera y estimulante.

¿En qué casos no está indicado su consumo? Las embarazadas y los hipertensos deberían degustarlo de forma anecdótica por su alto contenido en teína.

2. Cuándo preparar una infusión de té rojo

Dos de las razones por las que el té rojo se ha convertido en una predilección para millones de consumidores y consumidoras es que: no resulta tan fuerte como el té negro o English breakfast tea que desayunan los británicos y posee el mismo efecto energizante que el café gracias a la cantidad de teína que contiene.

Ambas características han convertido el té rojo en una opción idónea por la mañana.

Quienes son incapaces de salir de casa al trabajo sin desayunar y quieren renunciar al café o a la leche por problemas de intolerancia o simplemente porque no les gusta, confían al té rojo su primera comida del día.

El té rojo puede tomarse solo, con edulcorantes como el azúcar o con bebidas vegetales de soja, almendra, avena, arroz… Además, admite cualquier acompañamiento: tostadas de aceite, tomate o mermelada y mantequilla, queso fresco, zumos de frutas, yogur natural con cereales, bollería o pinchos como el de tortilla. Cualquier combinación es buena.

A medio día, si nos gusta tomar el té rojo después de comer para aprovechar sus propiedades digestivas, una rajita de limón dentro y una onza de chocolate negro fuera serían los compañeros ideales. Y por la tarde, a eso de las cinco, ¡qué mejor que unas galletas de avena o un trozo de tarta de yogur a degustar!

Debido a su alta proporción de teína, por la noche solo está recomendado en quienes no sufren insomnio o en aquellos profesionales que realizan su actividad en turnos laborales por la noche.

  1. Cómo preparar bien té rojo

No todo el mundo sabe preparar correctamente el té rojo, no al menos para sacar provecho a todo su aroma, sabor y propiedades beneficiosas para la salud.

Lo primero que debemos tener en cuenta es que el té rojo se consume normalmente caliente pero también puede prepararse como bebida fría, ideal en el periodo estival. El modo de elaboración no cambia a este respecto.

El primer paso consiste en poner en un vaso o taza la correspondiente bolsita de té. Después, hay que calentar agua sin dejar que llegue a hervir y verterla sobre nuestro vaso, taparlo y dejar actuar unos 5 minutos si deseas un sabor intenso o unos 3 minutos si deseas suavizarlo. Una vez transcurrido ese tiempo, hay que retirar el té y esperar unos minutos antes de tomarlo para no quemarnos.

Si has adquirido té en hebra u hoja suelta, puedes recurrir a dos metodologías: añadir al agua una cucharadita de té y dejar que esta hierva durante cinco minutos antes de retirarla del fuego, con lo cual consigues un sabor un tanto amargo, o verter el agua hirviendo directamente en el vaso donde mantiene las hojas sueltas (dentro de un filtro) y dejar actuar unos tres minutos. De esta última forma podrás disfrutar de un sabor más suave.

Aún así, antes de optar por un modo u otro de preparación, infórmate sobre el tipo de té rojo que estás adquiriendo, ya que existen diferentes niveles de intensidad en función del grado de fermentación de las hojas. De la gama que compres dependerá la forma de prepararlo y el efecto en tu boca con el primer sorbo, de más suave y floral, a más terroso y denso.

¿Quieres degustar un té rojo realmente prometedor? Prueba las variedades que ofrece Cafés Foronda y comienza a disfrutar. Encuéntranos en el teléfono 945 136 964, en info@cafesforonda.com o adquiere tu té rojo en nuestra tienda online.

Regaliz e infusiones: propiedades

Ingrediente común en tés e infusiones de todo tipo, el regaliz se ha convertido en un imprescindible de estas bebidas. Incluso existe la infusión de regaliz

Regaliz e infusiones: propiedades

El regaliz es un ingrediente muy común en infusiones, incluidas aquellas de rooibos, o en diferentes tipos de té. 

Su sabor dulce aporta un matiz perfecto a este tipo de bebidas y es capaz de neutralizar el sutil amargor de algunas hierbas o especias. 

Su éxito es tal que incluso se comercializa en solitario, es decir, como infusión exclusiva de regaliz, con regaliz troceado como único ingrediente. 

  1. Los orígenes del regaliz.
  2. Usos y aplicaciones del regaliz.
  3. El regaliz en las infusiones.
  4. Cómo preparar infusión de regaliz.
  5. Las propiedades del regaliz.
  6. Infusión de regaliz para adelgazar.
  1. Los orígenes del regaliz

¿Quién no conoce el regaliz? Ese sabor peculiar e intenso que aglutina un fiel ejército de seguidores incondicionales, fans del regaliz en todas sus variantes y formas, incluida la de infusión.

Pero ¿qué sabéis de su historia? 

El regaliz (Glycyrrhiza glabra), de la familia de las fabáceas, es originario del norte de África y de ciertos países de la Europa mediterránea, la zona de los Balcanes, la región de Anatolia y el sur de Asia, aunque su cultivo en zonas húmedas es habitual en países de todo el mundo.

Su uso es tan antiguo que, como señala el chef Josean Alija en su web, ya se empleaba en la medicina china ancestral, hace 2.800 años a. C., y en el antiguo Egipto, pues en la tumba del faraón egipcio Tutankamon, en 1350 a.C., se encontraron indicaciones sobre los beneficios de la raíz de regaliz.

Porque lo característico del regaliz es que lo que nosotros entendemos por regaliz, lo que consumimos, no se extrae de las hojas o flor de esta planta, sino de su raíz, que se emplea como alimento desde tiempos inmemorables por su sabor y propiedades.

La recolección de estas raíces tiene lugar cuando la planta comienza a secarse, en otoño.

  1. Usos y aplicaciones del regaliz

El regaliz se emplea para innumerables usos culinarios como edulcorante: en confitería, en la denominada cocina fusión, en bebidas calientes como las infusiones y en bebidas frías o alcohólicas, en caramelos, chicles y gominolas con decenas de formatos diferentes…, la lista es larga.

De hecho, en los países nórdicos se comercializa como golosina salada y aquí, en España, solo tenemos que recordar las cajitas con pequeñas pastillas de regaliz intenso y aromático mezclado con aceites mentolados (Pastillas Juanola) o los famosos palulús o regaliz de palo, que muchos añoramos, y que consistían en la raíz leñosa limpia y seca lista para mascar.

De sabor anisado, agridulce y fuerte, de hecho, tira un poco a amargo, el regaliz tiene un sinfín de posibilidades, así como tantos incondicionales como detractores, de ahí su excepcionalidad.

  1. El regaliz en las infusiones

El peculiar sabor y aroma del regaliz, su intensidad, los beneficios que aporta debido a sus propiedades innatas y, por qué no, esa reminiscencia del pasado que atesora para quienes crecieron en los 70 y 80 hacen de esta raíz un elemento clave de cualquier infusión.

Tanto es así que se ha convertido en un habitual de las diferentes gamas de rooibos o de tés, apareciendo normalmente entre los ingredientes seleccionados para crear maravillosas combinaciones, aquellas que dan lugar a sabores especialmente atractivos.

Un buen ejemplo lo encontramos en esta infusión ayurvédica sin cafeína y de cultivo ecológico compuesta por regaliz y jengibre, anís, canela, cilantro y pétalos de aciano.

No es el único, como hemos comentado, el regaliz está presente en multitud de infusiones concebidas para propiedades muy diversas, como este rooibos relax digestive con regaliz, anís y melisa, idóneo para tomar después de comer o incluso de cenar, pues no contiene cafeína o teína.

  1. Cómo preparar infusión de regaliz

El regaliz en infusión puede degustarse a cualquier hora del día, es tan fácil como verter agua hirviendo sobre una bolsita de infusión de regaliz, por ejemplo, y dejarla a remojo durante 5 u 8 minutos. Después, retirar, tapar, esperar otros cinco minutos. Ya está.

También puedes añadirle canela en rama o añadir una rodaja de jengibre al natural. 

  1. Las propiedades del regaliz

Como ocurre con la mayoría de plantas aromáticas o especias, el regaliz también presenta virtudes que los expertos en medicina natural destacan por sus beneficios para el organismo.

Problemas gastrointestinales, de hígado, resfriados, fatiga crónica…: son muchas las molestias que el regaliz contribuye a solventar o sobrellevar de mejor manera. 

El regaliz tiene propiedades antiinflamatorias, antiespasmódicas y depurativas, por lo que es un aliado perfecto si queremos deshacernos de sustancias tóxicas y mitigar los efectos secundarios de procesos catarrales o gripales.

De hecho, para muchos facultativos es un producto que puede emplearse como complemento para aplacar incluso los efectos secundarios del tratamiento contra el cáncer, ya que su capacidad antiinflamatoria e inmunoactivadora apoya la reducción de la inflamación en el estómago y el en el intestino, así como la acidez, reduciendo las náuseas y ganas de vomitar, entre otras ventajas.

Quienes lo toman asiduamente aseguran que revitaliza el cuerpo y la mente gracias al aporte de vitaminas y minerales (calcio, magnesio, vitamina C) que aportan vitalidad.

Y, como no, es un remedio infalible contra la halitosis.

Pero, ojo, en exceso puede provocar intoxicación e hipertensión, así como un aumento de la glucosa y retención de líquidos, aunque como decimos, siempre que se consuma de forma desproporcionada.

  1. Infusión de regaliz para adelgazar

Quienes desean perder peso, reducir volumen corporal o seguir un tratamiento antiedad confían en las propiedades de la infusión de regaliz y en los beneficios de su ingesta como un método más en la consecución de sus objetivos.

El regaliz ayuda a adelgazar porque tiene un alto poder desintoxicante, combate problemas digestivos como la inflamación, los gases o la acidez, y es un laxante natural y eficaz contra el estreñimiento. 

Además, posee propiedades saciantes, como la mayor parte de las infusiones o tés, por lo que puede ayudarnos en la lucha contra el famoso picoteo entre horas, ese que debemos eliminar de nuestra rutina diaria si queremos bajar de peso, sobre todo cuando recurrimos a galletas o productos similares para aplacar el hambre.

Comienza a disfrutar de una infusión con auténtico aroma a regaliz gracias a Cafés Foronda. Encuéntranos en el teléfono 945 136 964, en info@cafesforonda.com o adquiere tu infusión de regaliz en nuestra tienda online.

Roiboos: qué es

El rooibos es una infusión sin teína o cafeína que ha conquistado las preferencias de millones de consumidores por sus sabores afrutados y relajantes. 

Rooibos: ¿qué es?

Hace tiempo que el rooibos se convirtió en la bebida predilecta de quienes adoran las infusiones pero desean prescindir de la teína o de la cafeína y de sus efectos estimulantes.

De hecho, esta bebida se ha hecho un hueco en el mercado que difícilmente pueden acaparar otras alternativas, pues el rooibos es además la elección perfecta para quienes huyen de las bebidas calóricas, azucaradas, gaseosas o alcohólicas.

Pero ¿qué es exactamente el rooibos y cuales son sus peculiaridades? Te lo explicamos.

Índice de contenidos

  1. Rooibos: orígenes.
  2. Características del rooibos.
  3. Tipos de rooibos.
    1. Rooibos de sabores: todo un mundo de sensaciones.
    2. Rooibos para los amantes del Té Chai.
    3. Rooibos con extra de poder relajante.
  4. Cómo puede tomarse el rooibos.Rooibos: orígenes

  1. Rooibos: orígenes

El rooibos es una planta de origen africano. A simple vista, se asemeja a un arbusto con pequeñas flores amarillas. Su nombre científico es Aspalathus Linearis (de la familia de las leguminosas) y 

procede concretamente de la región de Cederberg, en Sudáfrica, donde crecía y crece de manera silvestre, aunque actualmente se cultive también durante la época estival.

La infusión se consigue gracias al tratamiento de las hojas de esta planta, muy similar al que se lleva a cabo con las hojas de té, que se cosechan a mano y procesan para después fermentarlas para conseguir el grado de oxidación idóneo.

La comercialización del rooibos es bastante reciente, de hecho, no comenzó hasta principios del siglo XX, cuando un comerciante ruso de té, Benjamin Ginsberg, lo dio a conocer entre los colonos en Ciudad del Cabo como sustituto del té negro, cuyo precio había aumentado considerablemente, así como la dificultad de importarlo. Pronto la bebida se popularizó en las ciudades europeas. Actualmente, podemos encontrar este tipo de infusión en prácticamente todo el mundo.

  1. Características del rooibos

Como hemos señalado, el rooibos no contiene ni cafeína ni teína porque en realidad no es un tipo de té, lo cual hace de esta una bebida caliente perfecta para quienes desean evitar estimulantes naturales en su día a día. Esta es, sin duda, su característica principal y el hecho de que el rooibos se haya popularizado de tal manera en la cultura occidental.

Sin embargo, no es la ausencia de tenían o cafeína las únicas propiedades que han extendido el rooibos, otras peculiaridades han contribuido a ello, por ejemplo su poder calmante.

Y es que, se atribuye al rooibos la capacidad de relajar el organismo, haciendo de este un bálsamo contra la ansiedad y el estrés, problemas cada vez más acuciantes en nuestra sociedad.

También se ha convertido en el top ten de las embarazadas, a quienes se aconseja no consumir bebidas excitantes; de los deportistas, por sus propiedades hidratantes e isotónicas, y entre quienes siguen rituales de belleza y antienvejecimiento, debido al aporte de antioxidantes y a sus propiedades digestivas.

En cuanto a las posibles contraindicaciones del rooibos, estas no están demostradas. Como ocurre con todo en esta vida, no se debe abusar de esta bebida, sin embargo, ningún alimento en exceso resulta saludable. Y en el caso de enfermedad crónica, siempre resulta oportuno consultar a un médico o médica sobre la idoneidad de su consumo.

  1. Tipos de rooibos

La forma de elaboración u obtención de esta infusión determina dos variedades principales de rooibos: el rooibos verde y el rooibos rojo.

En la primera, las hojas recolectadas se tratan directamente para su envasado, estas presentan un color amarillento muy genuino; en la segunda, se dejan secar y oxidar al sol durante un día, adquiriendo un color marrón rojizo y un mayor aroma. Esta última es la variedad más común, aunque la primera presenta una mayor concentración de polifenoles antioxidantes, por lo que su consumo suele ser recomendado en procesos y tratamientos contra los signos visibles de la edad.

Si bien es cierto que los amantes de la pureza prefieren el rooibos rojo puro, a secas, dulce y suave, hoy en día existen multitud de variaciones que buscan maximizar los beneficios de esta bebida o alterar sus matices en sabor y aroma.

  1. Rooibos de sabores: todo un mundo de sensaciones

Rooibos de naranja, rooibos de chocolate, rooibos de vainilla, rooibos con canela, rooibos de fresa, rooibos de menta…: los rooibos con sabores variados son cada vez más habituales y tienen mejor acogida entre un público joven que busca nuevas sensaciones de la mano de flores y frutos especialmente aromatizantes.

De hecho, en el mercado es habitual encontrar packs de rooibos variados, diseñados para ofrecernos un surtido de lo más plural con el fin de abrir nuestro paladar a todo un mundo de nuevas sensaciones. Estos packs son también una buena alternativa como regalo original de una experiencia diferente.

  1. Rooibos para los amantes del Té Chai

No son los únicos, también ganan adeptos los rooibos exóticos, como aquellos que mezclan rooibos con especias para obtener una infusión de Chai masala, la solución perfecta para los amantes del Té Chai que, lamentablemente, no puedan disfrutar de esta bebida por resultar estimulante.

  1. Rooibos con extra de poder relajante

Y también tenemos los rooibos pensados para incrementar las propiedades innatas de esta bebida gracias a la incorporación de otro tipo de ingredientes naturales. Un buen ejemplo lo encontramos en la gama de rooibos especialmente relajantes y digestivos al estar mezclados con anís, regaliz o melisa.

  1. Cómo puede tomarse el rooibos

El rooibos puede tomarse solo, caliente o incluso frío, o mezclado con leche y un poco de azúcar, aunque su sabor dulce, sobre todo si incluye frutas o especias, no invite a añadir edulcorantes.

Para prepararlo, basta con poner 100 ml de agua a calentar junto a dos cucharaditas de rooibos o una bolsita o pirámide ensobrada y dejar hervir durante 5 minutos. Después, retiramos, tapamos y dejamos reposar otros 5 minutos. Listo.

Para darle un toque especial, podemos añadir un poco de vainilla fresca, una rodaja de jengibre o incluso trocitos de fruta como melocotón, estos últimos en su versión fría.

Si te apasionan las bebidas vegetales, también puedes acompañar tu rooibos con leche de soja, arroz o almendra.

Té Chai propiedades

Su aroma, su sabor y las conocidas como Té Chai propiedades explican el fenómeno de una bebida que ha pasado del anonimato a la conquista del mundo.  

Té Chai propiedades: a la conquista del mundo 

Hasta hace bien poco, el Té Chai era un gran desconocido en nuestro país, al menos para la inmensa mayoría de los mortales. Sin embargo, en cuestión de años, esta variedad de té se ha hecho un importante hueco en las despensas de los hogares españoles y en las cartas de cafeterías y restaurantes de toda índole. De hecho, podemos encontrar Té Chai no solo en comercios especializados en tés o infusiones, sino en prácticamente cualquier superficie dedicada a la venta de alimentación. Su aroma cautivador, extravagante sabor y, claro está, las que ya se conocen como Té Chai propiedades, explican el fenómeno.

Índice de contenidos

  1. ¿Qué es el Té Chai?
  2. Beneficios y propiedades del Té Chai
  3. Ingredientes imprescindibles del Té Chai.
  4. Cómo preparar Té Chai.
  1. ¿Qué es el Té Chai?

El Té Chai es una bebida originaria del sur de la India elaborada a base de diferentes especias aromáticas y que incluye té negro. Este último fue introducido por los británicos durante el proceso de colonización y es el gran responsable de ese color tan oscuro y característico que presenta en Té Chai en la taza.

Allí, en la India, esta bebida fue concebida (se cree que hace más de 1500 años) como remedio natural para aliviar estados físicos indeseados, así como procesos dolorosos relacionados con problemas digestivos, de circulación y un largo etcétera que hicieron del Té Chai un recurso inevitable ante cualquier dolencia. 

Hoy en día la cosa no ha cambiado, aunque su consumo esté más relacionado con el placer o la costumbre de tomar una taza de Té Chai que con sus propiedades. De hecho, esta infusión se ha convertido en la bebida nacional del país, aunque de forma extraoficial. No es de extrañar. La India, el mayor productor mundial de té, consume aproximadamente un 80 % de su propia cosecha anual.

El Té Chai se bebe caliente, bien solo, bien con leche (también con bebidas de soja, almendra, arroz, etcétera), y edulcorado con azúcar o miel si se desea.

  1. Beneficios y propiedades del Té Chai

Los beneficios y las propiedades del Té Chai están íntimamente relacionadas con los orígenes de esta bebida, a la que, como hemos señalado, se le atribuían efectos medicinales y beneficiosos para la salud de quienes la ingerían.

De hecho, al Té Chai se le arrogaba entonces cierto poder revitalizante que no solo era capaz de poner a tono el organismo, sino también la mente. Así que, en cierto modo, se utilizaba como bálsamo contra el dolor pero también como estimulante para combatir el cansancio, el desánimo e incluso la depresión.

Estas peculiaridades del Té Chai han trascendido hasta hoy, pues la bebida se considera una potente herramienta capaz de energizar nuestro cuerpo y activar nuestra mente.

Esta última es una de las razones por las que muchos consumidores han encontrado en el Té Chai un sustituto idóneo al café, sobre todo cuando toman este último con leche y la intolerancia a la lactosa se pone de por medio. 

¿Te parecen pocas razones de peso para que esta bebida se haya convertido en una de las más deseadas en todo el mundo?

  1. Ingredientes imprescindibles del Té Chai

País, región, pueblo, comunidad…: existen tantas variedades de Té Chai como lugares en los que se consume o marcas que lo comercializan, tantas que es casi imposible referenciarlas todas. Sin embargo, sí podemos enumerar una lista de ingredientes y especias comunes a todas ellas:

  • Cardamomo.
  • Canela.
  • Clavo.
  • Jengibre.
  • Pimienta negra en grano.
  • Té negro, siendo las variedades indias las más populares como el té negro Ceilán, procedente de Sri Lanka. Aunque hoy en día encontramos Té Chai elaborado con rooibos, para evitar así que lleve teína o cafeína, e incluso con té verde. 

La vainilla, el anís, la nuez moscada o el hinojo son elementos también muy presentes en  el Té Chai actual.

Todas y cada una de estas especias juegan un papel dentro de las propiedades del Té Chai: el clavo es un analgésico y antiinflamatorio natural, el cardamomo resulta estimulante y muy digestivo, la canela alivia la congestión y contiene múltiples vitaminas, y el jengibre es antioxidante, entre otras muchas y diversas cualidades.

  1. Cómo preparar Té Chai en casa

Para degustar un Té Chai como se merece, lo primero que debes hacer es decantarte por una de las numerosas variedades que podrás encontrar en el mercado, aunque si eres de esas personas que acepta un consejo, el Indian Chai Masala, con un increíble aroma natural gracias a la mezcla de canela, jengibre, clavo, cardamomo, pimienta rosa, pimienta negra y té negro Ceilán, seguro te conquistará.

Ya elegido el Té Chai adecuado, pon a calentar agua hasta alcanzar los 90 °C, que no rompa a hervir, y después vierte esta en la taza donde has introducido una bolsita de Té Chai o un filtro metálico individual con la cantidad que deseas.

Espera 3 o 4 minutos, no más, y retira la bolsita o filtro de té. Espolvorea un pelín de canela por encima. Ya puedes degustar del inconfundible aroma y exótico sabor de un Té Chai perfecto.

Si prefieres preparar un Té Chai con leche o como suelen llamarlo los expertos en tés e infusiones, un Té Chai Latte, debes hacer lo siguiente:

Calienta la leche en un cazo o microondas y emplea un batidor de mano eléctrico para lograr esa capa de espuma tan especial que le dará un toque a tu Té Chai Latte. También puedes utilizar un espumador de leche eléctrico, capaz de calentar la leche y convertirla en cremosa espuma al mismo tiempo y de manera muy cómoda. Si tu cafetera cuenta con tubo vaporizador, recurre a él.

Una vez lista la leche, viértela sobre tu Té Chai calentito en la taza o vaso, y después añade un poquito de canela molida. 

Por cierto, hay quien se atreve con más incluyendo a esta mezcla hielo e incluso granizado en verano. Para eso, tendrás que dejar enfriar tu Té Chai con leche antes de verter los cubitos o virutas de agua helada.

¿Quieres disfrutar de un Té Chai como nunca de la mano de Cafés Foronda? Encuéntranos en el teléfono 945 136 964, en info@cafesforonda.com o adquiere tu Té Chai ideal en nuestra tienda online.

Beneficios de la manzanilla

Los beneficios de la manzanilla sobre nuestra salud son múltiples. Quizás por esa razón la de manzanilla es una infusión que siempre está presente en cualquier cocina. 

Los beneficios de la manzanilla en nuestra salud 

Siempre ha estado ahí, en el lugar de la cocina dedicado a las infusiones. Y todo apunta a que así seguirá siendo. Porque la manzanilla no es uno de esos ingredientes que pasen de moda fácilmente, más bien todo lo contrario, los múltiples beneficios de la manzanilla sobre la salud son, sin duda, la principal causa de que esta infusión nunca nos abandone en el hogar.

Índice de contenidos

  1. ¿Cuáles son los principales beneficios de la manzanilla?
  • La difusión de la manzanilla y de sus beneficios terapéuticos.
  • Beneficios de la manzanilla en el organismo y en la mente.
  • Otras propiedades de la manzanilla.
  1. El potencial de la manzanilla ecológica y sin alérgenos.
  1. Cómo consumir la manzanilla
  1. ¿Cuáles son los principales beneficios de la manzanilla?

La flor de manzanilla dulce, ingrediente exclusivo de la infusión de manzanilla, contiene importantes propiedades digestivas. De hecho, más de uno y una recordaréis aquellos tiempos en los que una buena infusión de manzanilla calentita estaba llamada a mitigar cualquier dolor de tripa. Y es que, abuelas y madres de medio mundo han sido las grandes prescriptoras de la manzanilla a lo largo de las últimas décadas.

Pero, antes de continuar, hablemos un poco de sus orígenes para entender la importancia de esta planta.

  • La difusión de la manzanilla y de sus beneficios terapéuticos

La manzanilla es una herbácea de intenso aroma originaria no solo de Europa, sino también del norte de Asia, aunque actualmente la podemos encontrar en prácticamente cualquier lugar del mundo, pues su cultivo se ha extendido de forma importante, sobre todo en América y el norte de África. 

La razón de tal acogida es, como hemos adelantado, los enormes beneficios de su flor, descubiertos ya en la antigüedad, cuando la manzanilla era empleada para fines terapéuticos.

  • Beneficios de la manzanilla en el organismo y en la mente

La manzanilla o flor de manzanilla resulta tremendamente digestiva en su modalidad de infusión (hecha a base de las flores secas de la planta o de flores frescas, dependiendo del tipo que escojamos), pues logramos sacarle mayor partido, además de resultar una forma sencilla, práctica y agradable de consumirla. Pero también aglutina otra serie de ventajas para nuestro organismo y para nuestra mente y estado anímico:

  • Carminativa: En primer lugar, favorece el proceso de asimilación de los alimentos evitando la generación de molestos gases en el sistema digestivo, lo cual reduce las flatulencias de manera importante y las posibilidades de sufrir cólicos.
  • Tónica: En segundo lugar, tiene la capacidad de estimular y reconstituir la actividad orgánica, proporcionando una grata sensación de vitalidad y fortaleza en momentos de cansancio o desánimo.
  • Vasodilatadora: En tercer lugar, contribuye a la relajación de los músculos y al incremento del flujo sanguíneo, es decir, actúa como vasodilatador disminuyendo la resistencia vascular, la presión arterial y el esfuerzo cardíaco.
  • Antiespasmódica: En cuarto lugar, es un relajante muscular natural que alivia el dolor músculo-esquelético y las contracturas, de ahí que sea recurrente entre quienes padecen dolores crónicos.
  • Calmante: Por último, tiene la facultad de desarrollar un leve efecto sedante capaz de producir calma y sosiego en quienes sufren problemas de ansiedad, problemas de insomnio, problemas de estrés, etcétera.

Y hay más, porque muchos expertos en hierbas con propiedades medicinales o terapéuticas señalan que la manzanilla puede ayudar a controlar y regular el índice de azúcar en sangre, facilitando así el día a día de las personas diabéticas; e incluso reforzar el sistema inmunitario, empezando por la flora intestinal, la cual es capaz de reconstituir.

Debemos señalar que siempre se ha atribuido a la manzanilla un efecto higienizante y calmante sobre los ojos, por lo que solía ser empleada para limpiarlos cuando estos presentaban signo de conjuntivitis, sobre todo en niñas y niños pequeños. Sin embargo, esta práctica hace tiempo que está desaconsejada por los profesionales sanitarios al no tratarse de una solución estéril, es decir, libre de bacterias; y al poder provocar irritación o efectos muy adversos en personas con alergias.

  • Otras propiedades de la manzanilla

Las anteriores no son las únicas propiedades asignadas a la manzanilla. Sus beneficios van más allá irrumpiendo en el terreno de la estética y la belleza facial y corporal.

De hecho, la manzanilla se emplea en cremas y geles diseñados para reparar la piel y protegerla de los agentes externos. Así, es habitual encontrarla como ingrediente en fórmulas concebidas para atajar problemas de manchas cutáneas, marcas de acné, pequeñas cicatrices, etcétera, pues activa la producción de colágeno, y también en aquellas otras concebidas para llevar a cabo tratamientos rejuvenecedores y de limpieza facial.

De la misma forma, los beneficios de la manzanilla pueden aportar grandes ventajas a nuestro pelo, pues intensifica su color, suavidad y luminosidad, sobre todo en tonalidades claras.

  1. El potencial de la manzanilla ecológica y sin alérgenos

Ahora que ya conoces los innumerables beneficios de la manzanilla, qué decir tiene de la importancia de consumir un tipo de manzanilla ecológica y sin alérgenos.

De hecho, es sencillo encontrar y adquirir online infusión de manzanilla, al natural o en bolsitas, de cultivo ecológico para degustar en casa o para reparar en cualquier tipo de establecimiento.

El objetivo: disfrutar de los beneficios de la manzanilla  de la forma no solo más natural y sana posible, sino más sostenible y respetuosa con nuestro entorno natural.

  1. Cómo consumir la manzanilla

Aunque existen diferentes variedades de manzanilla, lo normal es que esta tenga un gusto dulce y reconfortante, muy suave, que podría acompañarnos durante cualquier momento de la jornada.

Se trata de una infusión libre de teína, por lo que puede ser consumida a cualquier hora, incluso por la noche sin miedo a que nos desvele. 

Consumir una infusión de manzanilla después de las comidas o antes de irnos a la cama resulta especialmente gratificante debido a su propiedad carminativa o gástrica. 

La infusión de manzanilla puede encontrarse al natural, con un refrescante toque de limón o acompañada por menta o hinojo.

¿El modo de preparación? Muy sencillo. Solo hemos de hervir un poco de agua y sumergir una bolsita de manzanilla durante cinco minutos en el vaso o taza. Si contamos con manzanilla a granel, hervir un par de cucharadas junto al agua entre 3 y 5 minutos para después dejarla reposar unos instantes antes de consumirla. 

Comienza a disfrutar de una manzanilla única con Cafés Foronda. Encuéntranos en el teléfono 945 136 964, en info@cafesforonda.com o adquiere tu manzanilla en nuestra tienda online.

Té de jengibre

Incluir el té de jengibre en una dieta equilibrada puede aportar numerosos y saludables beneficios, además de una rutina agradable y reconfortante. 

Por qué deberías incluir el té de jengibre en tu dieta

Incluir el té de jengibre o tés que contienen jengibre en una dieta equilibrada y pensada para contribuir al bienestar de nuestro organismo puede aportarnos numerosos beneficios.

No solo eso. El té de jengibre resulta reconfortante, reconstituyente y muy agradable al paladar, si se sabe preparar correctamente, ofreciendo un momento de calma y serenidad a nuestra rutina diaria.

  1. Té de jengibre: una aproximación a la planta.
  2. Cómo preparar adecuadamente el té de jengibre.
  3. Té de jengibre y algo más.
  4. Beneficios saludables del té de jengibre.
  5. Té de jengibre: una rutina reconfortante y saludable.
  1. Té de jengibre: una aproximación a la planta

El jengibre es un tubérculo de la familia de las zingiberáceas, tubérculo que la medicina tradicional china emplea desde hace más de 2000 años y que también ha servido para condimentar guisos y sopas no solo en Oriente, sino en Europa.

Pero es la raíz del jengibre, ese tallo subterráneo que crece de manera horizontal en forma de rizoma, lo que realmente empleamos para cocinar o para elaborar infusiones.

Podemos consumir la raíz de la planta del jengibre fresca (rallándola o cociéndola en rodajas), en polvo o seca en especia. En España, actualmente, la forma más habitual de incorporar el jengibre a la dieta es mediante infusiones o como ingrediente maestro en repostería o cocina fusión.

En cuanto a su producción. Aunque el jengibre nos traslade directamente a China, en la actualidad, se produce y consume en prácticamente todo el mundo. De hecho, Jamaica es un gran agente en la producción y comercialización de jengibre a nivel mundial, como también lo son India, Nepal, Tailandia, Bangladesh, Nigeria, Fiji, Indonesia, Australia y, en los últimos años, Perú. El país andino se ha colado en el número cuatro de la lista de grandes productores de jengibre, tan solo detrás de la China, Tailandia y la India.

  1. Cómo preparar adecuadamente el té de jengibre

Quienes ya habéis probado el té de jengibre os acordareis seguro de vuestra primera impresión: ¡deja un ligero sabor a picante! 

Exacto, el jengibre tiene ese matiz, por eso es importante saber prepararlo adecuadamente, para que el gusto a picante no solape la dulzura de esta bebida tan agradable que en invierno nos ayudará a entrar en calor y combatir los efectos de un resfriado con un poquito de miel y limón.

Lo primero que hay que hacer es poner agua a hervir. Si disponemos de té de jengibre en bolsitas, debemos verter el agua sobre el vaso con la bolsa de té justo después de romper a hervir y esperar diez minutos con el recipiente tapado. Si por el contrario contamos con jengibre al natural, tendremos que esperar a que el agua comience a hervir y después añadir el jengibre, tapar y dejar a fuego lento al menos 10 minutos. Después, tendremos que colarlo y a disfrutar.

También podemos añadir una rodaja de naranja o una rama de canela para conferirle un matiz afrutado y más aromático.

  1. Té de jengibre y algo más

Si a pesar de todo no os convence su sabor, siempre podéis optar por una gama de infusiones, tés y rooibos que incluyan el jengibre entre sus ingredientes y ofrezcan sabores más florales, suaves o afrutados.

Decantarse por esta alternativa permite seguir disfrutando de las propiedades del jengibre e incluso de muchas otras más. Y es que, gracias a su combinación con otros ingredientes como la ortiga verde o el anís, podemos incrementar los beneficios y el bienestar de nuestro organismo sin renunciar a las propiedades del té de jengibre ni a su increíble sabor.

  1. Beneficios saludables del té de jengibre

Con vitaminas B y C, fósforo, calcio, magnesio, fibra y un largo etcétera de más de 400 compuestos diferentes, el jengibre es habitual en usos culinarios, sobre todo en Asia, sin embargo, es en forma de infusión como mejor podemos degustar su sabor y disfrutar de sus innumerables ventajas nutricionales y propiedades para la salud.

Además de aliviar los síntomas del resfriado, el jengibre nos ayuda a contrarrestar las náuseas, de ahí que muchas mujeres que han sido madres reconozcan perfectamente el sabor de esta infusión, pues seguramente recurrirían a ella durante los primeros meses de embarazo con intención de aliviar el malestar, las ganas de vomitar y la acidez estomacal sin necesidad de apelar a fármacos.

También tiene un importante efecto analgésico y antiinflamatorio, reduciendo el dolor muscular y de las articulaciones. De hecho, el té de jengibre suele ser habitual entre quienes padecen reuma, artritis, sobre todo en las manos, o dolores menstruales agudos, pues logra atenuar el malestar.

Otra de las dolencias que ayuda a contrarrestar son las migrañas, las cuales atenúa en aquellos momentos en los que el dolor se vuelve casi insoportable.

Y una nota importante. A diferencia de lo que ocurre con otras hierbas o especias medicinales, el jengibre sí cuenta con un amplio respaldo científico para sus propiedades antioxidantes, antiinflamatorias, alivio de náuseas y del dolor, antibacterianas o contra el malestar digestivo.

El interés que suscitan los efectos del jengibre sobre otras dolencias o enfermedades, como la diabetes o el cáncer, también están originando, en los últimos años, numerosos estudios al respecto.

  1. Té de jengibre: una rutina reconfortante y saludable

El té o infusión de jengibre apenas tiene calorías y no posee ni cafeína ni teína, por lo tanto puede ser consumido a cualquier hora del día, incluida la noche.

Una taza de té de jengibre a media tarde o después de cenar resulta especialmente gratificante, sobre todo si se toma bien caliente, pues facilita la digestión.

También es apropiado tomar un té de jengibre por la mañana, justo antes de comenzar el día, pues sus propiedades antioxidantes combaten el envejecimiento celular prematuro, actuando así como un potente antiaging natural que nos acompañará durante toda la jornada.

Las propiedades del té de jengibre contra los signos visibles del envejecimiento son tales que incluso han hecho de este un ingrediente habitual en procedimientos de belleza como limpiezas faciales, tratamientos estéticos reafirmantes o purificadores, etcétera. De hecho, el jengibre puede encontrarse entre los elementos que configuran cremas de cara o corporales, así como champús o mascarillas vegetales para el pelo.

¿Quieres degustar una infusión con jengibre realmente deliciosa? Prueba las que ofrece Cafés Foronda y comienza a disfrutar. Encuéntranos en el teléfono 945 136 964, en info@cafesforonda.com o adquiere tu infusión de jengibre en nuestra tienda online.

CAFÉS FORONDA ESPONSORIZA A 3 DE LOS CLASIFICADOS PARA EL XIV CAMPEONATO NACIONAL BARISTA

Tres Vitorianos, esponsorizados por Cafés Foronda,  se hacen un hueco en el XIV Campeonato Nacional Barista organizado por Forum Cultural del Café. Las baristas Maider Diez de Cafetaza, Ismene Moreno del Koxka y Oscar Gallardo de Cafetería Samaniego se han clasificado para luchar por el título de Campeón en la gran Final Nacional que se celebrará en Barcelona el año que viene.

Oscar, Maider e Ismene han sido elegidos entre los mejores preparadores de café de la Zona Norte-Sur de España que engloba a las comunidades de Galicia, Asturias, Cantabria, La Rioja, País Vasco, Navarra, Andalucía, Canarias, Castilla y León, Castilla La Mancha, Madrid y Extremadura. Esta clasificación les permite acceder a la gran final del XIV Campeonato Nacional Barista que tendrá lugar el próximo año en Barcelona. Los baristas clasificados han tenido que superar una serie de pruebas, entre ellas preparar en 16 minutos cuatro cafés espressos, dos capuccinos y dos bebidas con o sin alcohol a base de espresso. El Campeonato Nacional Barista, que celebrará su XIV edición el año que viene, tiene como objetivo incrementar la calidad del café que se consume y prestigiar la figura del barista, una especialización dentro del sector de la hostelería que se presenta como una nueva y próspera carrera profesional.Los mejores baristas de España, profesionales especialistas en la preparación y servicio de café, competirán en Barcelona, en el marco del Salón Hostelco, por el título de Campeón Nacional para ser elegidos como  Mejor Barista de España, es decir, el mejor preparador de café del país.

Reconocimientos en el Superior Taste Award

Nuestros cafés han vuelto a ser premiados. Hemos conseguido 3 estrellas de oro en el Superior Taste Award (Sabor Superior) en el Café Costa Rica Monte-Carmela, y 2 estrellas de oro en el Superior Taste Award (Sabor Superior) en nuestro Blend de Arábicas 100% en el International Taste Institute 2019. Son reconocimientos muy importantes, que otorga un jurado compuesto por profesionales, miembros de las asociaciones más prestigiosas de Chefs y Someliers de todo el mundo. Entre ellos hay miembros de restaurantes con estrella Michelín tan prestigiosos como El Bulli o Le Jules Vernes.

Q-Grader

En Cafés Foronda trabajamos con los mejores, y prueba de ello es que nuestro asesor barista es Honorio Garcia. Con más de 12 años de experiencia en el mundo del café de manera profesional, tiene entre sus títulos más importantes, ser Q-Grader y AST, (Sca Trainer). Participa en numerosas actividades tanto a nivel Nacional como Internacional, y viaja a Origen todos los años, para poder conocer de cerca el café y sus actores. En Cafés Foronda nos asesora en el control de calidad de todos nuestros cafés, tanto en verde como tostados, asegurando su nivel de calidad. Es también nuestro Trainer en las formaciones a nuestros clientes, asegurando en este viaje con nuestros clientes excelentes resultados para sus negocios. ¿Qué significa Q-Grader? Estar certificado por el Instituto de Calidad del Café (CQI) para analizar el café Arábica a través del olor y el sabor, es decir “catar”. ¿Quién es un AST? Es un entrenador autorizado de SCA (Specialty Coffee Association). Es un profesional apasionado que comparte sus conocimientos a través del programa Coffee Skills Program (CSP).